WhatsApp Image 2019-04-29 at 5.06.17 PM

Municipalidad de Santiago interpone querellas contra identificados por hechos de violencia en liceos


 

El Alcalde de Santiago, Felipe Alessandri, anunció que la Municipalidad, a través del equipo jurídico de la Dirección de Educación, patrocinó las querellas contra los responsables de las agresiones sufridas por los profesores del Liceo Darío Salas y de los hechos de violencia ocurridos en el Instituto Nacional.

Una de las querellas será contra quienes rociaron con bencina a una profesora en el hall del Liceo Darío Salas el jueves 18 de abril y luego lanzaron bombas molotov para prenderle fuego. Esta acción judicial va dirigida a las personas que fueron identificadas por los docentes afectados y se hará extensiva a todos quienes resulten responsables.

“No podemos normalizar ni permitir la violencia en nuestros establecimientos educacionales. Atacar a un miembro de la comunidad educativa de esta u otra forma no tiene ninguna justificación, por eso vamos patrocinar y apoyar todas las acciones legales que sean necesarias para que los responsables, algunos de los cuales están identificados, no queden impunes”, dijo el Alcalde Felipe Alessandri.

La otra querella fue interpuesta por el delito de daños a la propiedad municipal y está dirigida contra el estudiante del Internado Nacional Barros Arana detenido en medio de los incidentes ocurridos el lunes en el Instituto Nacional y que fue grabado rompiendo las mamparas del ingreso principal del establecimiento.

El Alcalde dijo que “destruir la infraestructura de nuestros establecimientos no puede quedar sin castigo y quienes generen daños deben tomar conciencia de sus actuaciones y responder ante la justicia”.

Respecto a la agresión que sufrió el Vicerrector del Instituto Nacional por parte de un grupo de apoderados el jueves de la semana pasada, la Municipalidad informó que se aplicará la Ley 21.128, más conocida como Aula Segura, en contra de los responsables, quienes arriesgan perder su calidad de apoderados en el establecimiento por afectar “gravemente la convivencia escolar” y “causar daños a la integridad física o síquica” del profesor.