DSC_2572ss-780x380

5 mayo, 2017

Ex alcaldes de Santiago comprometen su apoyo a la actual gestión para solucionar el déficit de la DEM


Santiago, viernes 5 de mayo.- Por más de una hora se reunieron los ex alcaldes de Santiago, Jaime Ravinet, Joaquín Lavín y Pablo Zalaquett, con el actual jefe comunal, Felipe Alessandri, para analizar en detalle la difícil situación financiera que atraviesa la Dirección de Educación Municipal, que tiene un déficit de $21.300 millones.

“Me toca heredar un déficit, que es el más grande que ha existido en la historia republicana de Santiago. A cada uno de los ex Alcaldes les tocó vivir momentos complejos, con mayor o menor holgura financiera, por eso su experiencia, y las medidas que adoptaron en esa oportunidad, pueden ser de gran ayuda. Les quiero agradecer a todos por haber venido”, dijo el Alcalde Alessandri.

Por su parte, Jaime Ravinet, quien estuvo a cargo de la comuna en la década del ‘90, aseguró que “es un deber ético de quienes hemos sido alcalde colaborar con la buena gestión y desde ya estoy dispuesto a apoyar en o que sea necesario a Santiago. El déficit se ve bastante fuerte y aquí viene la enorme tarea para ver cómo se sigue adelante, pero muy particularmente volviendo a que la educación pública de la comuna, que es emblemática, retome la calidad que tuvo hasta hace poco”.

Su sucesor en el cargo, Joaquín Lavín, explicó que “Santiago tiene muchos gastos, pero entiendo, por las cifras que nos ha mostrado el alcalde Alessandri, que se ha llegado a una situación extrema. Creo que llega el momento en que el Gobierno Central tiene que ponerse, esto requiere un apoyo mayor”.

Por último, el ex alcalde Pablo Zalaquett, dijo que “esta deuda sobrepasa todos los límites para un municipio. Se va a requerir el apoyo del Gobierno Central. Hay que decir que es incomprensible que frente a una caída de la matrícula de la educación municipal, se haya aumentado la dotación municipal”.

Al finalizar, el alcalde Alessandri, agradeció el apoyo y compromiso de las ex autoridades y recalcó que “todos estamos trabajando para sacar a flote este Municipio. Dejando de lado el color político, sé que vamos a salir adelante trabajando unidos por la educación, por esos 33 mil alumnos de nuestros 44 colegios, y por los profesores. Platas frescas a la fecha no hay, pero los equipos técnicos de la Municipalidad y del Ministerio de Educación están buscando la forma de obtener los recursos”.